Policiales

Luego de varios robos en la cordillera los delincuentes, mandaron el botín por encomienda

Los sospechosos utilizaban el mismo vehículo para el raid, lo que terminó por delatarlos ante los investigadores. Uno de los ladrones tenía pedido de captura.
Ladrones de raid en la cordillera mandaron botín por encomienda
Policía del Neuquén

Tres hombres a quienes se señala como los autores de un raid de robos con inhibidores de alarma en San Martín de los Andes quedaron bajo investigación tras ser detectados gracias a la identificación de su auto de escape. Dos allanamientos permitieron el secuestro de evidencia clave con la que se deberá determinar a cuántos hechos se los puede vincular. Uno de ellos tenía un pedido de captura en la capital.

Según informaron desde la Policía, la investigación inició algunos días atrás de la mano del Departamento Delitos, a raíz de una seguidilla de robos con inhibidores a vehículos estacionados en la localidad cordillerana. Aunque estos robos no son inusuales en la zona, particularmente en épocas de mayor afluencia turística, la toma de testimonios y análisis de lo registrado por las cámaras urbanas dio a los investigadores algunos indicios clave.

Es que, más allá de tratarse de una importante seguidilla bajo la misma modalidad, se pudo observar también en los registros fílmicos que un auto particular, específicamente un Volkswagen Vento, siempre se observaba circulando por inmediaciones de donde eran perpetrados los robos.

De esta manera, se dio aviso a las patrullas de calle para intentar dar con los presuntos autores, y la tarde del sábado, se encontró a los sospechosos en el mirador de Inalco, sobre la Ruta 40. Tres hombres eran quienes se desplazaban en el Vento y fueron identificados y demorados por su presunta participación en los robos.

Su conductor registraba además un pedido de captura por hurto emitido por la Justicia en Neuquén capital, por lo que fue detenido y trasladado inmediatamente por una comisión policial.

Asimismo, en horas posteriores y con autorización de la Justicia, se procedió a allanar la habitación del hostel en calle Rivadavia de esa localidad, donde los presuntos delincuentes pernoctaban. Allí, los efectivos secuestraron bases cargadoras de equipos de comunicación comúnmente utilizados como inhibidores, un auto, dinero en efectivo y el remito de una encomienda que tenía como destino la ciudad capital.

Esto último aportó a su vez una última importante pieza de prueba. La Dirección Delitos realizó el lunes un segundo allanamiento en las oficinas de la Terminal de Ómnibus de San Martín, donde se comprobó que la encomienda en cuestión aún no había partido viaje, por lo que se la secuestró en el marco de la causa. En el interior de la caja, se hallaron más dispositivos electrónicos, coincidente con lo denunciado como robado, entre lo que figura: tres notebooks, varios pendrives, una cámara fotográfica tipo reflex, un lente de cámara y un equipo de comunicación. Se estima que de esta manera, los hombres pretendían disminuir el riesgo de quedar vinculados al despegarse del botín.

Ahora, la investigación seguirá en pie para determinar si contaban con cómplices en la capital y a cuántos robos se los puede vincular, de acuerdo a la evidencia secuestrada.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: