Concejo Deliberante PRIMERO ANGOSTURA

OBSERVACIONES DE PRIMERO ANGOSTURA SOBRE EL PROYECTO DE REGULACIÓN HOTELERA

En relación al proyecto presentado por la Secretaría de Turismo sobre Regulación Hotelera, acercamos nuestra postura al Concejo Deliberante para que la misma conste en el expediente de referencia.

En primer lugar, debemos como funcionarios y como vecinos preguntarnos qué pueblo queremos para vivir y para ofrecer a quienes nos visitan. Esta respuesta ya se vió reflejada en el Plan Estratégico de nuestra localidad que, si bien dista ya en el tiempo, los conceptos destacados siguen muy vigentes:  se proponía, con el Plan Estratégico Territorial, una Estrategia de Desarrollo Urbano-ambiental que permita un uso más racional, adecuado y sostenible del recurso natural y paisajístico, de manera de dar satisfacción a las demandas territoriales de la población, manteniendo los rasgos particulares del sitio e incorporándoles nuevos atributos que colaboren a otorgarle una “nueva y distintiva singularidad”. (PET 2016)

Anclados en el pueblo en el que queremos vivir, donde los espacios verdes, bosques y paisaje sigan siendo el distintivo es que hacemos las siguientes observaciones:

1) Que si hablamos de regulación hotelera debemos poner el foco en el servicio, que es lo que le da sustento a un producto turístico que se pretende ofrecer.

Hacemos hincapié en este punto ya que vemos en el proyecto presentado que se pretende equiparar a normativa urbanística, una regulación que debería ser netamente hotelera.

Por ejemplo, cuando se habla de una “densidad máxima permitida por persona”, este término no sólo resulta peligroso a nivel urbanístico ya que plantea 13m2 máximo por persona por lo que podría interpretarse entre 0 y 13 m2, sino que además, no condice con el tipo de producto que diferencia a Villa La Angostura, que es el acceso al verde.

Por lo tanto, consideramos que no debe equipararse la normativa hotelera a la urbanística, sino que debe crear sus propias condiciones en relación a la distinción que se pretende dar a un producto turístico.

Nuestra propuesta, en relación al servicio, es distinguir por metros cuadrados verdes mínimos por plaza como condición para ser un producto hotelero habilitable. Como mínimo debería tomarse el mínimo contemplado en la Ordenanza 1416.

2) Siguiendo con la lógica anterior, de ninguna manera estamos de acuerdo con habilitar departamentos turísticos. Los departamentos que hoy mal se llaman “turísticos” son producto de lo que en Primero Angostura consideramos una ordenanza nefasta, la Ordenanza 2659 post volcán, que permitió la construcción de viviendas multifamiliares a modo “pajarera”, con los grandes perjuicios que las mismas están trayendo a nuestro pueblo.

Por lo tanto, si se pretende incorporar un producto turístico que encuadre casas de vecinos que quieren ofrecerlas turísticamente, podrían contemplarse sólo las de tipo “casa” incorporando el concepto de verde mínimo por persona y un máximo de 2 unidades habilitables por cada cuit y dejando de lado los departamentos, que bien podrían dar una solución habitacional permanente a los vecinos de la localidad que hoy se encuentran expulsados por falta de vivienda permanente.

3) Estamos de acuerdo con aggiornar las alternativas hoteleras ya existentes en la Ordenanza 1416, en relación a los metros cuadrados construidos avocados a la actividad, servicios que sean optativos y no obligatorios, modalidades de atención adaptadas a los nuevos sistemas de comunicación, servicios acordes al cuidado del ambiente, donde jacuzzis, bañaderas y cambios diarios de ropa de cama no sean requisito excluyente. Además, poniendo el foco en los servicios y no en lo edilicio para habilitar un emprendimiento, donde si se adapta a las condiciones establecidas de seguridad, higiene y espacio verde disponible, pueda ser encuadrado.

4) Consideraciones ambientales:

Se debe prever energías alternativas y emprendimientos turísticos auto-sustentables.

En la opción que se presenta para Motorhomes los prestadores deben contar con un sistema propio de tratamiento de efluentes.

5) Para finalizar, debemos destacar que para que cualquier normativa que se pretenda implementar tenga sentido, como Estado debemos:

·         TENER VOLUNTAD Y CAPACIDAD DE FISCALIZACIÓN.

·         TENER VOLUNTAD Y CAPACIDAD DE SANCIÓN.

·         TENER VOLUNTAD Y CAPACIDAD DE ASESORAMIENTO AL EMPRENDEDOR/INVERSOR HOTELERO.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: